//]]>
Edwin Cardona pone en jaque aquella idea de las camisetas pesadas de los equipos grandes. El colombiano llegó a Boca, pidió la 10, salió al campo y le da al hincha lo que el hincha quiere: juego, show y golazos, como el que hizo en su primer amistoso ante Nacional de Paraguay, y como el de anoche, para el cuadrito, en otro partido de preparación ante Banfield.

El mediocampista recibió la pelota de Leonardo Jara, la acomodó con la zurda y sacó un tremendo remate con la derecha desde cerca de 35 metros que se metió contra el palo izquierdo del arquero Mauricio Arboleda, quien nada pudo hacer ante semejante gol.

Cardona, de 24 años, demostró que para el talentoso no hay camiseta pesada.

Axact

Ahora Noticias

El diario no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Deja tu Opinion:

0 comments: