El movimiento en la frontera comienza a subir su ritmo, con la llegada a la provincia de miles de personas que buscan alcanzar las rutas hacia las playas del Sur de Brasil.

En el inicio de la temporada de vacaciones, desde la Oficina de Migraciones Iguazú detallaron que se espera congestión en los cruces fronterizos de Misiones, sobre todo en los pasos más elegidos como Bernardo de Irigoyen-Dionisio Cerqueira y Puerto Iguazú-Foz de Iguazú. Es que al tránsito vecinal cotidiano, se suma el flujo de vacacionantes de todo el país.

El titular de la dependencia, Jorge Lacour, señaló  que en los primeros días del año, el paso de frontera seca casi duplicó la cantidad de personas que hacen la salida del país, sobre todo en vehículos particulares.

Ayer, bajo el sol abrasador de la siesta, una extensa caravana de autos familiares esperaban su turno para trasponer la frontera.

Para atender a esta gran demanda, el funcionario estuvo ayer en Posadas completando las gestiones para trasladar hasta Irigoyen la oficina móvil que dispuso la Nación para esa zona. “Se trata de un container que es una oficina móvil, similar a la que funciona en la cabecera del puente San Roque y está completamente equipada para cinco agentes, con aire acondicionado y todo el equipo de informática”, describió.

Se prevé que las nuevas casillas estén habilitadas la semana próxima.

Actualmente hay en el puesto fronterizo de Irigoyen seis casillas para el control de vehículos particulares y cuatro oficinas para el cumplimiento del trámite de forma personal, que es utilizado por las personas que atraviesan la frontera en colectivos.
Y con la disposición de las oficinas ambulantes, se ampliará la atención a once bocas de control de rodados. Además, Lacour buscará anexar otras dos oficinas y según adelantó, ya comenzó las tratativas con el gobierno nacional.

“Nuestra proyección es que al final de la primera quincena el paso de Irigoyen aumentará a más del doble el número de controles migratorios. Hasta diciembre unas 7.000 personas pasaban diariamente y hoy ya son casi 13.000.

Más brasileños
En Puerto Iguazú se observan las casi inmóviles filas de automóviles con patente brasileña que esperan para ingresar a la Ciudad de las Cataratas. Una situación que varió en las últimas semanas, puesto que era más frecuente el egreso de misioneros hacia Foz por el viaducto internacional Tancredo Neves.

Sobre los reclamos de los brasileños por la demora en la acreditación migratoria, Lacour sostuvo : “Tenemos 40 mil personas atravesando el puente entre Iguazú y Foz, hay alguna demora en el ingreso al país por la gran cantidad de brasileños que deben hacer el control, y también aumentó la cantidad de argentinos que eligen salir por Iguazú a la zona de playas para tomar la autopista, y no hay que olvidar que se mantiene el paso regional de los misioneros que cruzan para hacer compras”.

Aún con todo este volumen de personas moviéndose, aseguró: “No estamos ante un colapso en los controles, pedimos a la gente que tenga paciencia y que  al momento de hacer el trámite tenga a mano toda la documentación pertinente”.

Por otro lado, en los pasos sobre el río Uruguay también advierten el aumento en el desplazamiento de personas hacia el vecino país para vacacionar junto al mar.

El intendente de San Javier, Enio Lemes, señaló que “desde el fin de semana comenzó la caravana de autos que pasan hacia Brasil; son de distintos puntos de Misiones y del país”. A su vez, desestimó que la presencia de turistas en San Javier reporte algún beneficio a la economía local. “Otros años hubo algún derrame de la gente que se quedaba a hacer noche en la ciudad para cruzar temprano al día siguiente, pero hoy todos pasan, somos observadores de cómo crece el otro lado y nosotros nos quedamos atrás”.

 La vuelta por el San Roque
Un capítulo aparte refiere a la espera de miles de paraguayos que vuelven a la Argentina por Encarnación- Posadas, luego de pasar las fiestas en su tierra natal. El tiempo de espera estimado por Migraciones Posadas es de tres horas.

Horarios para cruzar
En Misiones, el pasos fronterizo más utilizado para alcanzar el Brasil es el de Bernardo de Irigoyen-Dionisio Cerqueira. Estas ciudades están apenas divididas por una calle en la que se instala el control migratorio, que funciona las 24 horas.


Las oficinas de Migraciones y Aduana de la cabecera del Puente Tancredo Neves en Puerto Iguazú también está habilitada las 24 horas.


Asimismo, sobre el río Uruguay funcionan distintos pasos de balsa, que tienen horarios establecidos e interrumpen el servicio por la noche.

 El servicio de balsa San Javier-Porto Xavier funciona de 8 a 12 y de 14 a 17, y en temporada alta puede agregarse alguna salida.


Para pasar a Brasil por Alba Posse a Puerto Mauá, la balsa funciona de 7.30 a 11.30 y de 13.30 a 17.30 de lunes a viernes, y los fines de semana y feriados, de 8 a 11 y de 14 a 17.


Hay que tener en cuenta que en temporada alta, cruzar puede requerir largas esperas, ya que las embarcaciones tienen un cupo de carga de vehículos.

Axact

Responsabilidades

Ahora Misiones (Ahora Noticias) no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Ahora Misiones (Ahora Noticias) se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina

Deja un Comentario: