Supo conquistar al mundo con su carisma y sencillez. Más allá de sus logros políticos, dejará un legado fashionista por el valor que supo dar al reciclado de outfits, las prendas low cost y el lujo sustentable. Las claves de su estilo

El mundo despide a la primera dama de los EEUU, Michelle Obama. Tras ocho años en la Casa Blanca supo conquistar con su carisma y sencillez reflejado en sus elecciones a la hora de vestir. Más allá de sus logros políticos deja un importante legado fashionista.

Despedirse a lo grande: para su última cena de Estado en honor al Primer Ministro de Italia, Matteo Renzi, y su esposa, Agnese Landini, impactó con un diseño de Atelier Versace. El vestido de USD 12,000 con un escote off-the-shoulder asimétrico, enmarca su cintura a través del plisado de la tela y para agregarle un toque de sensualidad tenía una apertura en la falda.

Apostar a los diseños cosmopolitas: modistos del mundo quisieron vestirla, ya sea para importantes galas como la cenas de Estado o reuniones protocolares, desde Versace pasando por Narcio Rodriguez hasta Ralph Lauren. También apuesta por modistos locales y emergentes. Una de las piezas que quedarán para la historia de la moda fue el vestido de Jason Wu que llevó en los bailes de investidura de 2009 expuesto en el Smithsonian National Museum of American History de Washington.

No temerle al color: desde el nude hasta el negro, una paleta muy amplia de tonalidades, aunque entre sus preferidos se encuentra en el offwhite, verde, azul y violeta.

 “Supo entender que su rol más importante es visual y que la moda puede ser una fuerza si se usa para inspirar y entretener”, expresaron los especialistas de moda al medio The Sunday Times

El escote off-shoulders, su preferido: para las prendas de gala suele llevar sus hombros al descubierto, ya sea con strapless o piezas asimétricas. Se inclina por vestidos con vuelo en la falda, que resaltan su curvilínea figura.

Lujo sustentable: anclado en los valores de la cultura slow que tiene algo más de 10 años, se convirtió una premisa "obligatoria" para que las marcas premium sigan siendo consideradas como tales.

El color blocking es una tendencia: llevar un mismo color de la cabeza a los pies no es algo que solo la Reina Isabel de Inglaterra sepa hacer. La Primera Dama de Estados Unidos inspira a las mujeres reales a llevarlos.
Axact

Responsabilidades

Ahora Misiones (Ahora Noticias) no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Ahora Misiones (Ahora Noticias) se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina

Deja un Comentario: